Inglaterra.
El francés Arsene Wenger, entrenador del Arsenal, insitió ayer en que ni Alexis Sánchez ni Mesut Özil están en venta y que el club no los venderá, incluso si no se llega a un acuerdo para renovar sus contratos.

Alexis y Özil, que suman 21 goles entre ambos esta campaña, finalizan su contrato con el Arsenal dentro 18 meses y ya han empezado a negociar una ampliación. Ayer, en la rueda de prensa previa al partido de Premier League frente al Stoke, Wenger se mostró confiado en retener a las dos estrellas más allá del 30 de junio de 2018. «Pase lo que pase, se quedarán durante 18 meses», comentó el preparador francés.
EFE